La Prehistoria en Posadas

La Sierrezuela de Posadas se ha configurado, a lo largo de la historia del ser humano, como un espacio de influencia propicio para el desarrollo del hombre y la creación de sociedades tempranas en la Comarca Cordobesa de la Vega del Guadalquivir.

Por su configuración orográfica, fue un lugar que proporcionó protección y control del entorno paisajístico y una fuente incesante de recursos y materiales para la supervivencia y evolución de los grupos humanos prehistóricos. Las evidencias de esta actividad se muestran tanto en las publicaciones científicas existentes como en los yacimientos arqueológicos documentados y en los hallazgos arqueológicos muebles ocasionales que aparecen constantemente..

PALEOLÍTICO

La presencia humana en el Paleolítico Inferior es evidenciada mediante ciertos cantos rodados, los cuales parecen confirmar su uso por los homínidos en las terrazas medias del Guadalquivir entre 780.000 y 300.000 años, donde un claro ejemplo de taller puntual lo podemos encontrar en la Huerta de Bella Rosa y El Botijón. Próximo a este lugar y en la “XXXVII Reunión de campo GAC-AEQUA Villa de Posadas”, se estudiaron varios bifaces, hendedores y triedos adscritos a la transición del Achelense Final al Paleolítico Medio, es decir, finales del Pleistoceno Medio y principios del Pleistoceno Superior antiguo, provenientes de las proximidades de La Cuesta del Espino.

CALCOLÍTICO

Varios son los restos de piezas de la Edad del Cobre (o Calcolítico) que abundan en todo el sector: láminas, dientes de hoz, hachas pulimentadas, cerámicas, etc. Entre ellas, en la Huerta de Bella Rosa encontramos tres dientes de hoz y una lasca realizados en sílex. Bordeando Cerro Domingo se ha documentado un hacha a medio pulimentar de cuarcita. En las Rozas del Pozuelo aparecieron diversos fragmentos de cerámicas (con y sin carena) y láminas de sílex. 

Por último, J.F. Murillo reconoció al sur de la Solana de la Sierrezuela restos de cerámicas a mano de superficies alisadas correspondientes a tipologías de platos de borde engrosado o vasos esféricos del Calcolítico Pleno, con ciertos indicios que hacen pensar una prolongación hasta la Edad del Bronce. Estos hallazgos pueden indicar uno de los asentamientos humanos que aprovecharon los recursos de la Sierrezuela. 

Recuerda: Podemos admirar y valorar todos estos lugares porque nuestros antepasados los preservaron. Destruirlos es destruir su memoria.

Galería de imágenes